Anímate a recuperar tu Poder Personal

10 Aug 2018

Cuando estás ante el cierre de un ciclo de tu vida, sea trascendental o no, es fundamental considerar ante todo la Presencia de lo que implica ese momento y qué es lo que uno quiere que se instale como marca personal en este nuevo período que comienza.

 

Como toda cuestión inicial es CLAVE lo que se siembra al comienzo y sino simplemente observa qué sucede si al momento de plantar una semilla lo haces en las condiciones inadecuadas o siembras la semilla equivocada. Con el pasar del tiempo lo que crezca si no fue lo  que deseabas ya será cada vez más grande y por lo tanto difícil de revertir. Así funciona el Universo, en espiral constante y continuamente estás sembrando semillas con lo que dices, con lo que emanas. Y si lo que dices luego no lo cumples, ahí ya tienes una muestra de lo que crecerá luego...

 

A modo de generar un terreno propicio para sembrar lo que deseas, hay que considerar entonces la importancia de contar con tu Poder Personal, tu Fuerza Interior, lo que te mueve hacia lo que deseas. El punto es que, como el nombre del artículo lo menciona, hay que recuperarlo, no tienes ese Poder Personal. ¿Por qué?. Porque desde un inicio vives una vida que “otro” te dijo cómo era, creencias heredadas, emociones heredadas, limitaciones heredadas. Si deseas construir en terreno fértil, primero hay que considerar varias cuestiones. A continuación detallo algunas claves:

 

Clave I: Reconocer tu situación actual. Cuál es el escenario actual de tu vida que notas que no es acorde a lo que deseas en tu vida. Fundamental tener claro qué ese poder personal se lo has entregado a otros al momento en que aceptas valores, creencias y las tomas como verdades sin cuestionarlas. Y eso incluye muchas de las decisiones que has tomado en tu vida y han pasado los filtros ajenos.

 

Clave II: Detectar lo que es posible e imposible en tu vida. Del reconocer esa situación actual surgirá lo que has considerado que te es permitido en tu vida y lo que no. Mandatos familiares que te han dicho que no puedes tal cosa o que eres bueno en tal otra. Todos esos dichos te han condicionado y estructurado tu vida.

 

Clave III: Mapearse. Luego de definidos entonces tus meridianos de lo que sí y lo que no en tu vida automatizado, el paso siguiente es que definas entonces el mapa actual de tu vida, que pinches dónde estás y hacia dónde quieres ir.

 

Clave IV: Ubicarte un norte. Ese norte o propósito será tu boya, tu guía, tu soga en los momentos que tropieces ya que lo automatizado estará susurrándote al oído diciéndote que estás loco que cómo te atreves a desafiar tus límites, etc.

 

Clave V: Sé estratega. Para sostener ese norte, esa boya, tendrás que ubicarte “postas” a modo de miguitas en el camino, como en el cuento de Hansel y Gretel, tus pasos a seguir para siempre orientarte y no desviarte.

 

Clave VI: Ubicate un camino iniciático.En todo ese propósito que te ubiques, es fundamental que tengas claro que es un camino que te trasciende, que desafía hasta lo más cotidiano y no eras consciente.

 

Clave VII: Reconoce tus emociones y alínealas. Aquí el factor emocional es clave porque así como las creencias aparecerán al cruce, instantáneamente acompañará una emoción como por ejemple, miedo, inseguridad, tristeza. Emociones que te invitarán a que no sigas avanzando y es sabido que lo emocional justamente es lo que “mueve”. En ese movimiento está claro que la emoción asociada te instará a que abandones tu propósito. Estará en ti darte ánimo y motivos para seguir con lo que deseas.

 

Clave VIII: Evaluarte. En todo momento es importantísimo evaluarte, cómo estás avanzando en tu meta, en tu objetivo. Qué tanto estás actuando que suma a lo que deseas o fue simplemente un decir por decir y tu vida transcurre sin cambios.

 

Clave IX: Auto-observación. Para lo cual es fundamental la auto-observación, escindirte, salirte de la escena y analizarte. Es lo que Don Juan mencionaba como el Arte del Acecho, tendrás que acecharte continuamente sino lo automático se instalará nuevamente.

 

Clave X: Coherencia. Lo más importante que tienes que considerar es que solamente lograrás lo que deseas en tu vida cuando haya una línea entre lo que dices, sientes y piensas. Cuando logres sostenerte y valorar lo que has decidido como camino y lo dejes dicho porque se notará, ahí realmente estarás sembrando la semilla de tu Poder Personal.

 

Considerando esas claves tienes una guía en pos de diagramar qué es lo que deseas en lo nuevo que inicies y en adelante. Está en cada uno entonces qué siembre…

 

Ojalá hayas disfrutado de estas líneas, nos encontramos la próxima semana. ¡Hasta pronto!

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Archivo
Entradas recientes

September 20, 2019

Please reload

Please reload

Buscar por tags
Please reload

  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco