Transforma tu don en tu talento


Mucha gente se excusa en que no sabe lo que quiere porque no sabe en qué se destaca. La respuesta la tienen delante de ellos. Aquello que te opaca es posible que sea la puerta de entrada a tu liberación. ¿Por qué?. Porque en donde generalmente está la traba también está la respuesta. ¿Y qué relación entonces es posible encontrar con lo que hace a un “don”?. Si nos preguntamos, qué es un don, encontraremos como significado básico que habla de la aptitud de una persona.

¿Qué implica descubrir tu don?. Implica que conozcas lo más incorporado en vos, ¿y qué es eso?. Como la palabra también lo indica, tu don es algo “dado”, incorporado en cada uno, automatizado. El tema es que es energía que hay que trabajar para que se convierta en otra cosa.

En principio, ese don en muchos casos está camuflado, ¿qué significa eso?. Que responde a comportamientos y reacciones cuya energía se direcciona en defensa de la importancia personal. Esa actitud tan reaccionaria con la cual te defiendes si te sientes “atacado”, “amenazado” en tu imagen o prestigio personal.

Desde lo astrológico la energía que está de trasfondo es la energía lunar. Según el signo en que esté ubicada la luna es posible detectar qué cualidad automática posee una persona. Generalmente surge en los momentos críticos y de mala manera. O sea, se aplica en todo momento y no cuando en realidad hay que aprovecharla. Justamente como había mencionado anteriormente, es reaccionaria, con lo cual surge cuando está amenazada la supuesta integridad de la persona.

Haciendo una descripción de lo que implica la energía de la Luna por signo, es posible decir que una persona con Luna en Aries tenderá a reaccionar agresivamente o impulsivamente ante situaciones de necesidad o de inseguridad. Una persona con Luna en Géminis tenderá a querer explicarlo todo para sentirse tranquila o bien, buscar información a modo de respaldar lo que está diciendo. Una persona con luna en Leo buscará reconocimiento y querer ser centro a modo de sentirse protegida y segura, una Luna en Libra querrá que reine la armonía como garantía de tranquilidad interna, con lo cual tapará situaciones guardando las formas. Cada Luna en sí dependiendo en el signo en que se encuentre, tomará el tono de esa energía y la canalizará de modo reactivo.

En la Astrología hablamos de movimientos espiralados en donde las energías se recorren en forma de espiral, en la medida que se avance en los niveles de evolución que proponen. No existe lo estático, todo es dinámico. Ahora bien, esa dinámica no es automática, sino que se debe producir conscientemente, de lo contrario lo que se obtiene son patrones repetitivos de más de lo mismo. Si la energía lunar no la maduras conscientemente, simplemente repetirás las escenas una y otra vez en su raíz cambiando los escenarios y las personas. La propuesta es que comprendas el mensaje oculto en esa energía puntual, qué te está proponiendo que integres en vez de pelear con tus proyecciones. En el caso, por ejemplo, de una persona con Luna en Géminis, en vez de sentir que tiene que estar explicándolo todo para que la quieran y sentirse del “clan”, tal vez pueda detectar que en ese hablar y hablar existe una habilidad para comunicar, para ser “puente” con los demás. Eso obviamente implicará que tenga que pulir ciertas características pero la energía básicamente la canalizará en ese sentido y lo que produce simplemente es facilitar y aprovechar lo que ya está a la mano.

Entonces, ¿qué es talento?. Un talento es la capacidad para ejercer una cierta ocupación o para desempeñar una actividad. O sea, detrás de un talento hay un proceso interno, un trabajo interno, un pulido de conductas, reacciones, interpretaciones, entendiendo que no se trata de usar la energía para reaccionar, tomando entonces una actitud pasiva ante la vida sino, ser proactivo, pulir ese carbón en el diamante que es posible convertirte.

De lo que se trata en definitiva es que elijas en qué momento usar esa energía y que sea en pos de un propósito concreto sino es energía desperdiciada. Te sale bien tal cosa y te divertís un rato y listo, generalmente los dones se usan para hobbies y no para pulirlos hasta convertirlos en talentos que te sirvan de escalones para acceder a lo que más deseas.

Ojalá hayas disfrutado de estas líneas, nos encontramos la próxima semana. ¡Hasta pronto!


  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco